Little Alchemy, la aplicación más adictiva de la actualidad

Posiblemente estés aburrido en casa, o no hayas podido salir este viernes, sin mencionar otros motivos más lamentables que puedan explicar tu aburrimiento. No obstante siempre echamos mano de un último recurso: El Smartphone.

Decidimos que queremos jugar y para ello nos vamos a la Play Store, y vemos un juego que nos salta a la vista llamado Little Alchemy, y se distingue por tener un ícono con forma de matraz cuyo contenido es un líquido púrpura burbujeante.

Este juego de apariencia inocente te mantendrá entretenido por horas, incluso días, ya que es tan adictivo que te puedes olvidar de satisfacer ciertas necesidades que tiene tu cuerpo (Por ejemplo, comer).

Te explicaremos de qué va este juego y porque es tan entretenido para los momentos que tengas libres.

¿Cómo jugar Little Alchemy?

Cuando abres la interfaz del juego, deberás pulsar el botón Play y tendrás cuatro elementos básicos para empezar a jugar, los cuales son agua, aire, fuego y tierra.

Little Alchemy se basa en los experimentos de la alquimia que se realizaban en la edad media, todo con la finalidad de conseguir la piedra filosofal y por ende la vida eterna. En todo caso esta no es la finalidad del juego.

Las combinaciones que realices son netamente binarias, es decir que no admiten un tercer componente, y francamente no es necesario, ya que a partir de los elementos secundarios puedes lograr infinidad de productos.

Lo que debes hacer es arrastrar cada componente básico o secundario al tablero principal que se encuentra al lado del panel de objetos y combinarlos según creas conveniente.

Algunas combinaciones son posibles, otras no, pero eso no tiene porqué generar frustración, sino que al contrario te mantiene en vilo por tratar de hacer otras combinaciones que sean viables.

Puedes obtener componentes inorgánicos, objetos cotidianos, herramientas e incluso puedes llegar a crear vida.

Little Alchemy se traduce en horas y días de diversión, sobre todo porque debes completar 580 combinaciones, más ocho que se encuentran ocultas y que no entran en el conteo de objetos.

Curiosidades del juego

Uno de los objetos con los que se logra mayor cantidad de combinaciones es con el metal. Lamentablemente no se crean cerrajeros ni cerraduras, pero eso no hace al juego menos aburrido.

Al comienzo las combinaciones pueden resultar sencillas de hacer, y luego hay un momento en el que se dificulta continuar, ya que nuestra lógica no nos permite seguir adelante. Para continuar es mejor dejar de lado el sentido común y experimentar toda clase de combinaciones alocadas.

Habrá quienes echen mano de los tutoriales, los cuales son una tentación a la que es difícil renunciar. Puedes reiniciar el juego en el panel de opciones y poner a prueba tu memoria para volver a realizar las combinaciones.

Es del tipo de aplicaciones con las que puedes conciliar el sueño, y es recomendada para público de todas las edades. No fue diseñada con fines educativos, pero sí que te enseñara una que otra cosa nueva con ciertos objetos alocados.

Atrévete a vivir esta experiencia y compártela con tus amigos. Y si sigues pegado con la fiebre de Little Alchemy, prueba la versión 2, que al igual que la versión 1 se encuentra disponible en smartphones, tabletas y ordenadores.